Empresas e industrias

Empresas e Industrias

El aislamiento de celulosa es una solución para fábricas, naves industriales, depósitos o laboratorios. Los aislamientos térmicos a base de celulosa suponen una alternativa segura y ecológica a las espumas químicas o las lanas minerales. El agregado de sales bóricas le otorga resistencia al fuego y por lo tanto una barrera a las llamas. En caso de grandes siniestros el humo por calcinación no genera la toxicidad de las espumas sintéticas. La CELULOSA PROYECTADA es el único aislante térmico, acústico y de control de condensación en una sola aplicación.
EcoAislacion SRL ofrece los mejores productos térmicos y acústicos comerciales disponibles para conservar energía, reducir el ruido, crear mejores entornos de trabajo y proteger las inversiones en construcción.

Ahorro energético:

El aislamiento actúa como barrera para evitar la entrada de aire frío en invierno o caliente en verano, así como la salida de los mismos. Esto supone un importante ahorro de energía tanto en calefacción como en refrigeración para la empresa.

Aislamiento acústico:

El acabado proporciona un aislamiento y una reducción del ruido de hasta un 65%. Por otro lado la textura natural del aislante se puede pintar de distintos colores.

Aumento del confort de los empleados:

Mantener una temperatura estable dentro de la nave industrial supone un aumento del confort de los empleados.

Control de la condensación:

Evita la condensación de humedad por el choque térmico en el interior de la cubierta, evitando el goteo hacia el interior que pueda humedecer mercadería o equipamiento.

Correcto funcionamiento de los equipos:

Las maquinarias y equipos sensibles a los cambios de temperatura necesitan mantenerse dentro de un rango acotado para un buen funcionamiento por eso es imprescindible una buena aislación térmica.